lunes, 5 de septiembre de 2016

El arrecife Xcalak de la Costa Maya

Hoy queremos hacer una especial mención al arrecife Xcalak situado en México y más concretamanente en la Costa Maya, es la segunda barrera de coral más grande de todo el mundo y este arrefice forma parte del sistema Arrecifal del Caribe Mesoamericano. Aquí localizamos a uno de los más importantes ecosistemas que se desarrollan en las aguas tropicales.

En éste arrecife conviven corales, peces, crustáceos, algas, moluscos, equinodermos y varias clases de organismos marinos.

El Parque Nacional Arrecifes de Xcalak está situado en el municipio Othón Pompeyo Blanco de Quintana Roo y desde Mundo Historia México agradecemos de que sea un área protegida por las autoridades federales. La encontramos muy cerca de la frontera con Belice y es un lugar donde los visitantes extranjeros llegan con mayor asiduidad que los propios mexicanos, y es muy importante para la economía del país que influye positivamente a los balances económicos del país.



Si le hemos abierto las ganas de visitarlo, no pierdan tiempo!!!

El pueblo de Xcalak cuenta con unos 400 habitantes y aquí los turistas podrán practicar la pesca.

Para hospedarse deberemos utilizar uno de los pocos hoteles disponibles (muy pequeños) y cuestan aproximadamente unos 80 USD por cada noche (precio medio), aunque dependerá de la época, ya sea época alta o media.

 Aquí también encontraremos playa Sonrisa, un pequeño rincón con un gran potencia para el ecoturismo, que las autoridades deberían saber explotar mejor.

Luego otra de de las zonas naturales protegidas que podemos encontrar en el Arrecife Xcalak, de la Costa Maya, hay un área conocida como ‘La Poza’. Es una estructura arrecifal que tiene una superficie de 17,377 hectáreas aproximadamente y una morfología con formaciones coralinas conteniendo una rica biodiversidad, belleza escénica y el lagunar Río Huache, con una zona única con comunicación directa al mar.

En La Poza viven 78 especies de peces, los cuales son de una alta importancia para el comercio de la zona. De estas especies podemos destacar la cabrilla, la morraja blanca y el pargo, entre otros muchos.



En La Poza también encotraremos otras especies de animales como los tapires, las comadrejas y los manatíes.

Así, que si le gusta la naturaleza, los corales, el ecosistema y amas la naturaleza, la Costa Maya es unos de los lugares que no te puedes perder y merecerá la pena una visita.

lunes, 19 de octubre de 2015

Al descubierto una iglesia sumergida en México por la sequía

La sequía deja al descubierto una iglesia sumergida en México:

Parece increíble en la actualidad pero las caudalosas aguas del sureste de México aun cuentan con valiosos tesoros sumergidos en sus aguas. 

La falta de lluvia que sufre esta zona mexicana ha dejado al descubierto lo que queda en pie del templo de Quechula, erigido en el siglo XVI por monjes dominicos en el norte de lo que hoy es el Estado de Chiapas. 

La iglesia, que tiene 61 metros de largo, está sumergida desde el año 1966, cuando se terminó la construcción de la presa de Malpaso, en el cauce del río Grijalva, el segundo más grande de México. 

El Grijalva, de 600 kilómetros de longitud, ha sido afectado este año por el fenómeno El Niño, que ha provocado que llueva menos de la mitad de lo que se acostumbra en una zona del país de frondosa vegetación y habituada a generosas tormentas tropicales. 




Esta carencia ha disminuido desde mayo los niveles del río, que se encuentran en estado crítico y ha provocado este descubrimiento en la actualidad.

Carlos Navarrete es el arquitecto que ha elaborado el informe sobre los vestigios de la nave para el Gobierno, asegura que el templo fue abandonado entre 1773 y 1776 debido a una serie de plagas que afectaron las comunidades de la zona, que hoy es poblada por indígenas zoques.

 Antes de que se concluyera la presa, en 1966, existió un pequeño poblado cerca del templo.

La comunidad estaba formada por cuatro barrios, cada uno de ellos nombrado en honor de un santo.

Los familiares de los antiguos habitantes de la zona aseguran que el templo era conocido como la iglesia de Santiago.

 Cuando el nivel del agua baja, los pescadores de la región se convierten en guías. Transportan en sus lanchas a los curiosos que quieren apreciar los restos del templo.

Algunos afirman que un terremoto en la región tiró uno de los muros, de diez metros de altura, en la década de los cuarenta del siglo pasado.

Po otra parte queríamos añadir que a pesar la sequía que sufre esta parate del país, el turismo está aumentando enormemente ayudando a la economía de la zona para ver este hayazgo.

Búsqueda en toda la web: